Las empresas de Economía Social se consolidan representando el 12,5%

Más de una décima parte del Producto Interior Bruto de nuestro país está representado por empresas de Economía Social. Según datos de la Confederación Empresarial CEPES ya son más de 42.000 las empresas de Economía Social que están presentes en España.
Para entender mejor el concepto, habría que definir qué son exactamente este tipo de empresas. La respuesta es fácil, entran en juego dos sectores fundamentales para el sustento de la economía de un país. Por un lado, el sector público, dependiente totalmente del Gobierno y, por el otro, el sector privado, en el cual entran negocios de diversa índole.
Actualmente, las mencionadas empresas son las principales precursoras de empleo y en las que suelen mantenerse los puestos de trabajo.
Cooperativas, mutualidades, organizaciones no lucrativas, empresas de inserción, centros especiales de empleo y cofradías de pescadores forman parte de las mismas y así lo ha hecho saber CEPES a través de un informe.

economia
Con la llegada de la crisis muchos son los que han visto una salida a esta situación económica desfavorable. De hecho, a día de la fecha, se han convertido en una realidad que no pasa desapercibida a los ojos de empresarios y gobernantes como una oportunidad de fomentar la creación de empleo y la capacidad económica.
Si hay algo que cabe mencionar con respecto a las mismas es que dentro de ellas se da cabida tanto a corporaciones de prestigio internacional como a microempresas y pymes. Por tanto, parte de la riqueza de las mismas radica en su margen de actuación, al operar en diversos sectores económicos sin importar el tamaño de las mismas.
El abanico es tal, que en ellas se dan cita desde cooperativas de crédito (entidades bancarias y cajas), la sanidad a través de distintas cooperativas, la educación, construcción o automoción entre muchas otras.
Cabe destacar, asimismo, que muchas de ellas, han marcado una labor muy importante en el marco de la inserción laboral, ya que fomentan la integración en sus plantillas de personas con discapacidades diversas.
Entre las características de las Empresas de Economía Social se encuentran su capacidad de gestión democrática y su competitividad. Pero si hay algo que estas empresas persiguen eso es, sin duda alguna, la innovación, las mejoras económicas y el desarrollo de la sociedad.
Todas estas modificaciones están presentes en la Ley 30/2015 de 9 de septiembre, por la que se actualiza la normativa en materia de autoempleo y se fomenta y promueve el trabajo autónomo y la Economía Social. Su objetivo principal es la prioridad de las personas y del fin social en detrimento del capital social.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies